Hablemos de corrupción


Punto de Vista  Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.

Este miércoles el ayuntamiento de Xalapa dio a conocer que había iniciado, de manera formal, un procedimiento penal por las irregularidades detectadas con la auditoría realizada durante el proceso de entrega-recepción en el 2021. *** La sindicatura de Xalapa (a la que corresponde la representación jurídica) presentó ante la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción una denuncia “contra quien resulte responsable”, por lo que quedó integrada la carpeta de investigación FGE/FECCEV/686. *** La atención, por supuesto, se puso en el exalcalde Hipólito Rodríguez Herrero, lo mismo que a su equipo de colaboradores “por la probable comisión de hechos y distintas conductas que pueden ser constitutivas de delitos de corrupción y/o cualquier otro delito que pudiese configurarse en agravio del Ayuntamiento de Xalapa”. *** La medida –seguramente ordenada por el actual alcalde Ricardo Ahued– es acertada, pues nada prestigia más a una autoridad municipal, que el trabajo honesto y transparente. *** Pero ya que está metido en esos menesteres, bien haría Ricardo Ahued en vigilar que los servidores públicos que lo acompañan y los ediles que conforman el actual Cabildo, trabajen con la misma mística de honradez que a él caracteriza. No todos lo hacen. *** La trampa es muy simple: un regidor (el número 12, Daniel Fernández Carrión), en contubernio con el director de Obras Públicas del ayuntamiento, Guillermo Ávila, y seguramente con personal del Órgano Interno de Control (OIC), se apodera de los contratos de obras y de proveedores, para asignarlos a empresas con las que están coludidos. *** Para “sacar de la jugada” a empresas que les pueden competir en precios y en calidad, les inician de manera dolosa expedientes para aplicarles sanciones administrativas. No tienen elemento alguno para aplicar dichas sanciones, pero mientras el expediente se agota, esas empresas están impedidas para participar en licitaciones del municipio. Al final –una vez que ya se pasaron los tiempos para licitar– archivan los expedientes y con un “usted disculpe” dan por cerrado el caso. *** Bien dicen que “el juez por su casa empieza”.

* * *

Pepe Yunes no se anduvo con rodeos: cuestionado sobre supuestos señalamientos de corrupción, puso su prestigio en prenda: “Aquí lo relevante es (definir) quién puede pasar la prueba del tamiz de la corrupción y yo puedo decir que yo sí, en cualquier momento y en cualquier responsabilidad”.

¿Quién más se atreverá?

Pepe Yunes acompañó, al mediodía de este miércoles, al exdirigente estatal del PAN y cabeza de un sólido grupo político, Joaquín Guzmán Avilés, en un encuentro en el que el panista se dijo convencido de que la solución para los graves problemas que vive Veracruz, es apoyar sin reservas la candidatura del político peroteño.

Joaquín Guzmán expresó ante los medios de comunicación que el objetivo es “buscar el beneficio común de todos los ciudadanos, garantizando seguridad para las familias, un futuro prometedor para los hijos, acceso a medicinas y respeto irrestricto a los derechos humanos”.

Frente a esa expectativa, el panista señaló que Pepe Yunes (“un verdadero veracruzano”), aporta la sensibilidad necesaria y se presenta como la voz que Veracruz requiere en un frente político amplio.

Frente a los intentos del gobernador de vincular la trayectoria de Pepe Yunes con la actuación de Javier Duarte, el virtual candidato del frente opositor advirtió que después de la alternancia en Veracruz, “reducir la existencia de corrupción al color de un partido es sumamente simplista e insostenible”.

Y para situar la situación actual en su justo contexto, Pepe Yunes afirmó que el actual gobierno superó la corrupción de la administración de Javier Duarte.

Sin titubear, invitó a quienes hoy gobiernan a que indaguen la trayectoria de quienes aspiran a gobernar la entidad.

“Aquí está la mía, después de 30 años, después de haber gestionado miles de millones de pesos para Veracruz, después de haber administrado el gobierno de Perote”, dijo y señaló puntualmente que funcionarios del gobierno de Cuitláhuac García están incurriendo en flagrantes actos de corrupción:

“Sabemos que se ha magnificado la corrupción en Veracruz; la corrupción aumentó en la extracción de riqueza de los constructores que tienen que dar para que les den una obra, de los proveedores que tienen que dar para que les paguen lo que ya proveyeron; de quienes, desde el poder, están utilizando factureras, empresas ‘fachada’ para tratar de extraer la obra pública y de las acciones privadas una ganancia. Eso es corrupción”.

Tras reconocer el respaldo de panistas a su proyecto, Pepe Yunes admitió que

Históricamente el PAN y el PRI han tenido diferencias, pero aclaró que hoy han encontrado coincidencias para rescatar al estado de la falta de resultados y de la ineficiencia de la actual administración.

El próximo sábado 30 de diciembre se registrará oficialmente como precandidato a la gubernatura por el PRI y hará lo propio con el PRD y el PAN, una vez que emitan sus convocatorias a los procesos internos de consolidar el frente unido que llevará por nombre “Fuerza y Corazón por Veracruz”.

* * *

Epílogo.

De nada sirvió que se llevara el tema hasta la conferencia de prensa del presidente. Han pasado ya tres semanas y siguen desaparecidas las cuatro personas que fueron detenidas por elementos de Tránsito del municipio de Ciudad Mendoza. *** Jessica Blanco Tinoco, esposa de Víctor Manuel Abell Sánchez, uno de los desaparecidos, aseguró que no hay avances en la investigación y solicitó la intervención del gobernador Cuitláhuac García para “meter presión” a la Fiscalía General del Estado (FGE) con el fin de que acelere los trabajos para dar con su paradero. *** La dolida esposa dijo que el alcalde de Ciudad Mendoza,  Héctor Rodríguez Cortés, sólo ha declarado ante la Fiscalía, pero no ha dicho todo lo que sabe sobre este caso, por lo que también solicitó la intervención del presidente López Obrador: “El alcalde nos dice que no tiene conocimiento, que las pocas cosas que sabía se las dijo a la Fiscalía y que no puede hacer nada. Yo sí necesito que el gobernador y el presidente me den una solución”. *** Y es que la inseguridad en el estado ha llegado a niveles insostenibles; el gobernador lo sabe, pero prefiere voltear hacia otro lado. Este jueves presumió que durante todo el año acumuló ¡40 días! En los que no hubo un solo homicidio. Esto es de los 365 días del año, apenas en el 11 por ciento de ese lapso no hubo asesinatos, lo que para él es motivo de celebración. *** ¿Y así se atreven a ofrecer a los veracruzanos la continuidad?

 

filivargas@gmail.com