ELEAZAR, SEFIPLAN, NAHLE

Los Políticos  Salvador Muñoz

La decisión de que algunos matraqueros y parte de la comitiva de Rocío Nahle fueran enviados a competir por un distrito, sea local o federal, no es errada… está calculada y hasta comprensible y entendible tanto para la candidata como para quienes fueron mandados al terruño a rifársela… mas no así para los que generaron un “liderazgo” ficticio, con base en billete, forzado, a la de “a huihui”…

No se sienten cómodos y así como ellos aplicaron a la de producto de gallina, su “liderazgo”, les recetaron la misma, mandándolos a las encuestas.

La anécdota ilustra a la perfección un poco de ese “liderazgo”. El joven con periódico en mano se acerca a la señora de la tercera edad para entregarlo, pero en cuanto lo vio la adulta mayor, de inmediato cortó las intenciones del moreno para mandarlo, literal, a la chingada, porque por culpa de Morena, los fines de semana su hijo no estaba con su familia…

Hay que agregar que en la viña del Señor, hay de todo… y así como hay empleados a los que les pasan “lista” para ir a los tequios o repartir el periódico Regeneración, hay morenos que van convencidos a la talacha los fines de semana en parques, calles, escuelas…

Decía líneas arriba que no a todos los que Rocío Nahle les “sugirió” trabajar el distrito midiéndose en votos, les gustó la idea, tanto, que lo reflejan en sus estados de redes sociales… ¿y en su trabajo también lo harán?

Un ejemplo de ello es el subsecretario de Sefiplan, Eleazar Guerrero Pérez, quien desde que le leyeron la cartilla, se apagó el entusiasmo en sus redes sociales, pues le falta una semana completa para que tenga un mes donde no se ve ya su amor por la candidata…

Por cierto, hablando del Subsecretario de Sefiplan, vale la pena comentar de paso lo que se vivió este jueves en dichas instalaciones donde se dio la Rebelión de los Burócratas.

No es para menos… en un acuerdo entre dirigente sindical José Mayolo García Pérez y Recursos Humanos, les estaban quitando a los empleados el derecho a pedir los viernes y lunes, fueran a cuenta de vacaciones o por lo que usted quiera.

¿Y quién estuvo relacionado con esa jalada en detrimento de los derechos sindicales de los trabajadores? Ana Lilia Coxca Guarneros, subdirectora de Recursos Humanos de Sefiplan a la que ligan muy estrechamente con el subsecretario Eleazar Guerrero.

Esto no tiene nada de extraordinario, de no ser por los comentarios que en corrillos de Sefiplan se dejaron escuchar ayer durante la manifestación de empleados: “¿Acaso quieren que pierda Nahle?”

Hay dos sectores en el conglomerado electoral que cualquier candidato debe cuidar al máximo: el ciudadano común, alejado de partidos y política; y al empleado de Gobierno.

Al primero, porque por sistema, ve al Gobierno como su enemigo… no le importa de qué partido sea, basta con ser Gobierno.

Al segundo, porque el empleado ha visto pasar al PRI, al PAN y ahora a Morena y es él el que queda… los demás van de paso…

El voto a favor de cualquiera de estos dos entes puede ser determinado por la simpatía que haya por el o la candidata; o en contra, en el caso de los empleados, porque se sintieron traicionados, maltratados, ninguneados…

¡Vamos! Pregúntenle a los empleados de Sefiplan cómo los trató el Yunismo y cuáles eran los calificativos que les endilgaron sin deberla ni temerla en el mayor de los casos… ¿y cómo cree que votaron?

¡Vamos! Pregúntense morenos cómo han tratado a los empleados de Sefiplan y hagan un examen de conciencia si creen que ese empleado votará por Rocío Nahle…

Bueno, si no están contentos los empleados con las decisiones del dirigente del Sindicato de Trabajadores al Servicio del Poder Ejecutivo, José Mayolo García Pérez, imaginen a Eleazar Guerrero con las decisiones de Nahle, a tal grado que ya se habla de que el subsecretario coquetea con Pepe Yunes…