Liberados por grupos criminales en Culiacán no han querido declarar: SSP Sinaloa

Por: Gonzalo Martínez

Para: Contexto Digital

Gerardo Mérida Sánchez, secretario de Seguridad Pública de Sinaloa, ha afirmado que ninguna de las personas liberadas por delincuentes ha estado dispuesta a hacer declaraciones tras el reciente secuestro masivo que tuvo lugar en distintos puntos de Culiacán durante el fin de semana pasado.

Durante una entrevista en el programa de Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula, Mérida Sánchez señaló que hasta el momento se ha ubicado a 58 de los 66 individuos presuntamente privados de su libertad.

“La cifra no ha variado. Continuamos en la etapa de búsqueda y localización”, dijo.

“Hasta ahora, ninguna de las personas ha accedido a declarar. Las denuncias provienen de familiares de aquellos que aparentemente estuvieron secuestrados”, agregó.

El secretario de Seguridad Pública de Sinaloa detalló que se mantiene en marcha un operativo conjunto con las Fuerzas Federales en Culiacán para localizar a las ocho personas restantes.

“No podemos considerarlo normal en absoluto. La ciudadanía puede llevar a cabo sus actividades cotidianas; tenemos una presencia permanente en Culiacán (…) Lo consideraría un evento atípico”, comentó.

“Vamos a emplear todos los recursos a nuestra disposición, sin escatimar esfuerzos. Debemos llegar al fondo de esto y determinar qué ocurrió y quiénes fueron los responsables”, enfatizó.

Dieciséis personas que presuntamente fueron secuestradas el viernes por un grupo criminal en Culiacán, Sinaloa, regresaron a sus hogares el domingo, lo que eleva a 58 el número de individuos localizados de los 66 desaparecidos, según informaron las autoridades locales.

Se especificó que entre las personas que volvieron a sus hogares hay 12 adultos y cuatro menores de edad y se recordó que aún quedan por localizar a ocho personas más.

El pasado viernes, medios locales informaron sobre el secuestro masivo de al menos 50 personas de diferentes familias en Culiacán, aunque posteriormente las autoridades señalaron que solo se había privado de la libertad a 25 individuos y el sábado la cifra se ajustó a 66 en total.

Estos acontecimientos suceden apenas unos días después de que las autoridades informaran sobre el asesinato de Samuel Ibarra Peralta, alias “El Pía”, líder o “jefe de plaza” de Los Chapitos o La Chapiza del Cártel de Sinaloa en Sonora y Baja California, estados en la frontera noroeste de México con Estados Unidos, en medio de una disputa entre bandas.

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, mencionó en la conferencia matutina en Palacio Nacional que este secuestro masivo se debe a una confrontación entre grupos criminales en la región.