Candidatos presidenciales, solo “promesas de campaña”


Opinión  Mario Javier Sánchez de la Torre

Una de las características de quienes aspiran a ocupar la silla más importante políticamente en Palacio Nacional, es sin lugar a dudas las inconsistencias en los temas de sus discursos.

Desde el inicio de sus campañas en los diferentes espacios que se han presentado, así como en entrevistas con los diferentes medios de comunicación, la regla que han seguido en forma muy precisa    -los tres-     ha sido el no explicar cómo van a lograr todo lo que dicen harán.

La palabra que también es la favorita del trío aspirante presidencial, principalmente durante los dos debates que se han llevado a cabo, además de en otros ámbitos, es: Vamos a hacer… Y a partir de ahí, sueltan cada uno según el caso, lo que tienen en mente, que en la mayoría de los casos son programas que están en la etapa de proyectos, pero que para una campaña política-electoral, para la mayor parte de los que se dedican a la política, en este caso los candidatos, no les preocupa que tan viables o no pueden ser, pues como se considera en el desprestigiado medio político mexicano son solo promesas de campaña. Lo que indica que no les preocupa si las podrán cumplir o no. Lo que les importa es dar a conocer determinados programas (proyectos), en los momentos que consideran adecuados ante los electores que les convienen.

Siendo a partir de esos momentos en que caen sin darse cuenta en su propia trampa. Al considerar algunos de los tres, sino es que los tres, que el electorado es inculto y por tanto no se da cuenta de que lo prometido, no se podrá hacer, que es solo lo que les encanta a los aspirantes a políticos mediocres mencionar: “las promesas de campaña, porque solo eso son, promesas de campaña”.

En el caso que nos ocupa no se conoce quién es el que va a la cabeza de “las promesas de campaña”. Pero lo que sí es del conocimiento de un importante grupo de electores principalmente de ámbitos con cierto conocimiento profesional y técnico, es que los tres en la mayoría de los casos nunca han explicado como harán para lograr lo que: “Vamos a …” Siempre se dice qué se va a hacer, pero lo más importante para la población mexicana, es que no dicen como lo harán.

¿Por qué? Las razones pueden ser varias, que van desde al ser un proyecto lo que están ofreciendo, en ese momento no se tiene el conocimiento de cómo se podrá hacer. Otra puede ser la falta de conocimientos sobre la materia que trata la promesa de parte del candidato oferente o definitivamente lo que se prometió, fue solamente eso, una promesa que en ese espacio y momento era conveniente hacerla porque sonaba muy bien ante quiénes escuchaban al candidato orador. Obviamente puede haber otras razones para que los aspirantes a la Presidencia de la República no puedan explicar como van a poder llevar a cabo todo lo prometido en las campañas.

Situación que se viene repitiendo cada día que pasa entre los tres aspirantes a la presidencia, lo que de alguna forma los evidencia por su falta de conocimiento en algunas áreas, lo que es normal. Pero es una falla que los electores deben de tomar en consideración para conocer quién dice menos mentiras    -analizando sus propuestas-     y por tanto por quién votar. Usted qué OPINA, estimado lector. Hasta el lunes.

noti-sigloxxi@hotmail.com